La pirámide de Keops. Una contribución al análisis de su construcción
Por Jacinto de la Riva Gómez
7 diciembre, 2019
Modificación: 7 diciembre, 2019
Visitas: 8.752

Índice:

– El interior de la pirámide
– Fundamentos del sistema
– Utilización de las cámaras y galerías durante la construcción
– Procedimiento de construcción de la cámara del rey y sus techos 
La elevación y colocación de las piedras del cuerpo de la obra 
– Procedimiento de construcción del cuerpo de la obra
– Procedimiento de construcción de las galerías 
– El sellado de la pirámide 
– Conclusión
– Bibliografía

La construcción de la pirámide de Keops quizás pudiera explicarse si se hubiera empleado un procedimiento constructivo basado en el uso de contrapesos. Una serie de indicios que se pueden observar en las cámaras y galerías internas de la pirámide nos han permitido analizar y desarrollar esta hipótesis.

La facilidad con la que los constructores pusieron en obra piedras hasta de 60 toneladas a grandes alturas y casi en cualquier posición en el espacio nos ha llevado a la conclusión de que este procedimiento es compatible con los medios tecnológicos de que dispusieron y con el elevado número de personas y los 20 años de tiempo de construcción que menciona Heródoto.

Posiblemente esta pirámide sea la culminación, desde el punto de vista constructivo,  de los esfuerzos llevados a cabo para la elevación de las grandes pirámides de la IV Dinastía. La evolución en un periodo relativamente corto que lleva desde la pirámide escalonada de Sakkara a la pirámide de Meidum ha sido analizada en profundidad por medios modernos de investigación.

Creemos que no se ha estudiado con tanta profundidad los métodos que pudieron haberse utilizado para la construcción durante esta evolución. Así podemos señalar que la búsqueda de la forma piramidal, que empieza por la pirámide de Sakkara  lo hace con la erección de muros relativamente verticales.

Quizás el primero intento de buscar la forma definitiva se hiciera adosando piedra al exterior de dichos muros con la pendiente adecuada. En cualquier caso, los fracasos que tuvieron les pudo llevar a la conclusión de que la mejor estabilidad y facilidad constructiva la conseguían con capas horizontales.

En la construcción de la pirámide de Keops se cristalizan todos los conocimientos adquiridos hasta el momento y se da solución a la colocación de la cámara mortuoria elevada en el interior de la construcción, objetivo que parece se había intentado a lo largo de la evolución citada.

 

El interior de la pirámide 

La pirámide de Keops es una construcción piramidal de base cuadrada de dimensiones ligeramente mayores de 230 m de lado y una altura original que pudo ser ligeramente mayor de 146 m.

El cuerpo de la pirámide está formado por bloques de piedra caliza de buena calidad colocados en capas horizontales de diferentes espesores. El revestimiento exterior, actualmente desaparecido casi en su totalidad, fue hecho completamente de caliza blanca, salvo quizás, el vértice superior, ultima piedra.

La construcción presenta en su interior una serie de cámaras y galerías que son distintas, en general, a las construidas en otras pirámides. La función de éstas no ha sido explicada satisfactoriamente. A continuación, presentamos una descripción telegráfica de las mismas.

Fig. 1

1.-Corredor descendente

2.- Cámara Subterránea

3.- Corredor ascendente

4.- Corredor horizontal

5.- Cámara de la Reina

6.- Gran Galería

7.- Antecámara

8.- Cámara del Rey

9.- Conductos de aireación

Desde la única entrada a la pirámide, situada en la cara Norte, parte una galería que denominamos Corredor Descendente (1), que baja con pendiente uniforme de aproximadamente 1/2 hasta la Cámara Subterránea (2), inacabada (Fig.1).

A unos 28.40 m de la entrada, en el techo del Corredor Descendente, arranca otra galería similar  que denominamos  el  Corredor Ascendente (3)  también con pendiente 1/2. La parte inferior de este corredor está cerrada por tres grandes bloques de granito.

El corredor alcanza la parte denominada Gran Galería desde donde un Corredor Horizontal (4), cuya sección transversal es similar los anteriores discurre 33.40 m hasta llegar a una habitación que se denomina Cámara de la Reina (5). El Corredor Descendente, el Ascendente y el Horizontal están en el mismo plano vertical.

La Cámara de la Reina es un espacio casi cuadrado. El techo no es plano sino inclinado en forma de tejadillo. De la Cámara salen dos conductos (9) que arrancan de los lados Norte y Sur y ascienden por el cuerpo de la pirámide hasta una cierta altura, pero, aparentemente, no alcanzan las caras de la misma.

La Gran Galería (6) es un espacio en prolongación del Corredor Ascendente que tiene unos 46.10 m de longitud y forma singular, diseñada para alguna función en especial.

Se abre transversalmente, en su base, hasta alcanzar un ancho de 2.10 m. dejando en su parte inferior  dos bancadas longitudinales, que tienen una altura de unos 50 cm de manera que forman entre ellos un canal que está en prolongación perfecta con el Corredor Descendente.

En la parte superior de la Gran Galería aparece un nuevo corredor de sección transversal similar a los anteriores que comunica con una pequeña cámara, que se denomina la Antecámara (7).  El corredor  se prolonga en dirección Sur otros 2.05 m para llegar a una gran habitación que se denomina la Cámara del Rey que es, se supone,  la cámara principal del enterramiento.

Las paredes de la Antecámara presentan formas que sugieren la colocación de tres compuertas de cierre de guillotina de las que no queda absolutamente nada. También presenta 4 canales semicirculares verticales en la cara Sur.

La Cámara del Rey (8) es de forma rectangular. Tiene la particularidad de que el techo no es en tejadillo sino horizontal formado por 9 grandes vigas de granito de una sola pieza. La altura libre de la cámara es de 5.85 m.

La cámara está vacía excepto por la presencia del sarcófago de piedra que pudo alojar el cuerpo del Faraón. También salen de sus paredes Norte y Sur unos conductos (9)  que llegan ascendiendo por el cuerpo de la pirámide hasta aparecer en las caras Norte y Sur.

Lo más notable de la Cámara es que el techo de vigas de granito se repite hasta cinco veces, una encima de otra sin posibilidad de acceder a ellas y se remata con losas en tejadillo al modo de la Cámara de la Reina.

Por último, una especie de pozo de servicio comunica el inicio de la Gran Galería con la parte horizontal del corredor descendente cerca de la Cámara Subterránea. Dicho pozo tuvo que tener un protagonismo principal en el sellado de la pirámide.

 

Fundamentos del sistema  

El principio de los contrapesos es extraordinariamente sencillo.  El movimiento de la carga que vamos a manejar se hace mediante la construcción de un contrapeso que estará formado por piezas de pequeño tamaño (contrapesos elementales) manejadas con facilidad por personas que no necesitan de ninguna cualificación. Las piezas se agrupan de tal manera que ejercen, a través de una o más líneas de tiro, una fuerza en la dirección del movimiento deseado venciendo no solamente la carga, sino también el conjunto de rozamientos que impiden el movimiento.

Aplicado el contrapeso a la carga se puede conseguir un equilibrio tal que permite la maniobrabilidad de esta con el concurso de uno o más equipos de trabajadores que, tirando de cuerdas, completan y dirigen el movimiento.

La problemática de la construcción del contrapeso, la operativa de manejo y el atado a las cuerdas de tiro depende de diversos factores, pero en general se pueden diseñar estos con relativa facilidad y sin gran complejidad tecnológica.

Del análisis de la construcción se deduce que se pudieron utilizar dos tipos de contrapesos, los de descenso en vertical y los de descenso por un plano inclinado.

Puesto que la tecnología de la época no permitía disponer de poleas, el deslizamiento de las cuerdas de tiro tuvo que hacerse sobre rodillos de madera fijos, lo que implica diseñar soportes que tuvieran el mínimo número de estos.

En términos generales, con los sistemas que hemos analizado, para elevar  un peso P con contrapesos que descienden en vertical se necesita el equivalente a 2.2 veces P. Pero si los contrapesos descienden por el plano inclinado de la cara de la pirámide se necesitarían del orden de  3.6 veces P.

Es imposible determinar de qué material pudieron estar hechos, pero quizás el adobe pueda ser el candidato ideal por la facilidad de preparación y reposición.

 

Páginas: 1 2 3 4 5 6 7 8

Whatsapp
Telegram