Las nodrizas reales de la Dinastía XVIII
Por Naty Sánchez Ortega
1 agosto, 2017
Modificación: 1 agosto, 2017
Visitas: 1.643

Nodriza del dios

El título de Nodriza del dios sólo era adquirido cuando el niño que habían cuidado subía al trono y dejaba de ser un príncipe para convertirse en el nuevo Horus. Si la nodriza seguía con vida, era considerada como una persona que había mantenido un estrecho lazo fisiológico, psicológico, arquetípico y espiritual con la figura del rey.

En el caso de Tutmosis III conocemos a la dama Ipu gracias a una mesa de ofrendas hallada en Abydos (CG 23034). Es muy significativo que esta mujer, esposa de un tal Ahmose Pen-Nekhebet, fuese la madre de quien sería Gran Esposa Real de Tutmosis III, Satiah, como ya he mencionado. Es una muestra clara de que estas mujeres pertenecían a familias de la nobleza y que se consideraban perfectamente viables en cuanto a su linaje para ser parte de la familia real -si no lo eran ya de por sí, cuestión que es casi imposible determinar para ninguna de ellas-.

Como figura destacada que portase el título de Nodriza del Dios está la mujer que tuvo a su cargo al joven rey Tutankhamon: Maia. Su tumba, descubierta en 1996, se halla en Saqqara y ha sido abierta al público en los últimos años (Bubasteion I.20, Saqqara). Hemos mencionado que algunas nodrizas fueron enterradas en el Valle de los Reyes, pero las circunstancias en que fueron encontradas nos impiden aclarar si dispusieron de tumba propia o fueron enterradas en la de otra persona. El caso de Maia nos aporta un documento excepcional en el que sin ningún género de dudas dispuso de su propio espacio funerario. Teniendo en cuenta los acontecimientos posteriores a la muerte de Tutankhamon, cuando se hicieron desaparecer casi todos los vestigios de su reinado, cabe pensar que la dama falleció antes que el propio monarca, quien se aseguró de honrar a la mujer con la que había crecido en circunstancias bastante convulsas -el fin del reinado de Akhenaton, el fugaz gobierno de Smenkhara y el posible ascenso al trono de la enigmática Neferneferuatón.

Páginas: 1 2 3 4 5 6 7 8 9 10 11 12