El templo funerario de la Reina-Faraón Hatshepsut
Por Andy García
13 diciembre, 2020
Templo de Hatshepsut en Deir el-Bahari
Modificación: 20 febrero, 2021
Visitas: 10.099

De todos los templos que se hallan esparcidos a lo largo del país de Kemet, sin duda alguna, el templo funerario de la reina-faraón Hatshepsut es uno de los más bellos que se han construido en la milenaria cultura egipcia. Se conocía en la antigüedad con el nombre de Djeser-Djeseru («el sublime de los sublimes»)

Se halla localizado en la orilla occidental de Luxor, como era lógico dentro del pensamiento egipcio de la época, ya que el occidente representaba la zona de los difuntos, por donde se ponía el sol todos los días. Se encuentra en la zona de Deir el- Bahari, próxima al Valle de los Reyes. Junto a él se localiza el templo de Mentuhotep II, cuya construcción sirvió de inspiración a Senemut, arquitecto real y posible amante de Hatshepsut. El templo fue dedicado a Amón-Ra, ya que el poderoso Clero de Amón propició la subida al trono de la reina como faraón.

A la izquierda pueden observarse las ruinas del templo de Mentuhotep II

En la pared norte del templo se recrea la historia del nacimiento divino de la reina, según la cual fue engendrada por el mismo dios Amón, para justificar su acceso al trono en detrimento del verdadero heredero: Tutmosis III, hijo del esposo y hermano de Hatshepsut.

El templo de Hatshepsut posee tres terrazas con columnatas de gran tamaño, Las terrazas escalonadas alcanzan los treinta metros de altura. Cada nivel está conformado por columnatas de pilares de caliza de sección cuadrada, precedidos por estatuas osiríacas. Las terrazas están conectadas por una gran rampa central, que en la antigüedad estaba flanqueada por jardines de plantas exóticas traídas del Punt, tales como árboles de incienso y mirra. Aunque las estatuas y los demás detalles ornamentales fueron robados o destruidos a lo largo de los años.

La Primera Terraza está compuesta por un gran patio rodeado de muros bajos y largos con un doble pórtico de cierre. Decorado con relieves que representan barcazas construidas para transportar los obeliscos desde Asuán al gran templo de Amón en Karnak y escenas de caza y pesca. En esta primera terraza había 2 estanques con forma de T que contenían plantas ornamentales. En el pórtico existían 2 figuras osiríacas de las que actualmente sólo queda una.

La Segunda Terraza a la que se acede por una primera rampa está formada por un pórtico con 2 filas de 22 pilares cuadrados con escenas del nacimiento, educación y coronación de la reina y una expedición comercial por mar hasta el país de Punt junto con la procesión de vuelta al templo de Amón. Estos famosos relieves fueron ya restaurados por Seti I.

En el ángulo entre ambos pórticos se encuentra la capilla de Anubis con un vestíbulo y 3 santuarios, decorada con escenas de Tutmosis I y Hatshepsut haciendo ofrendas a Anubis, Amón, y a Ra-Horajti. En el extremo izquierdo se encuentra la capilla de Hathor excavada en la roca, compuesta de 2 salas hipóstilas. Una de las salas consta de columnas hathóricas y la otra de columnas acanaladas. El templo está decorado con escenas de fiestas en honor de Hathor y ofrendas de la reina a los dioses, así como decoraciones celestes.

La Tercera Terraza a la que se accede por una segunda rampa se hallaba formada por 22 columnas precedidas de pilares osiríacos que fueron destruidos por Tutmosis III cuando asumió los plenos poderes, tras la muerte de Hatshepsut. En este nivel, en el lado sur, a la izquierda de la terraza, se encuentra la capilla de Tutmosis I y la cámara de ofrendas de la reina, excavada en la roca. En el lado contrario, al norte, están las salas dedicadas a Ra-Horajti, las de Amón y Amonet.

 

Texto y fotografías de Andy García 

No te pierdas la última novela de Andy García Maldición en El Cairo 

Whatsapp
Telegram