Las nodrizas reales de la Dinastía XVIII
Por Naty Sánchez Ortega
1 agosto, 2017
Modificación: 1 agosto, 2017
Visitas: 1.648

Conclusiones

Este trabajo constituye apenas una aproximación a la cuestión de la importancia alcanzada por las nodrizas en el entorno de la familia real durante la Dinastía XVIII. Las pruebas documentales son muy abundantes y de cada una de ellas sería factible hacer un estudio pormenorizado. Siguiendo su propia trayectoria y la de sus hijos, veríamos hasta qué punto las mujeres de la nobleza podían influir de modo indirecto en la historia y la política de Egipto, siendo personas que desarrollaban una parte muy significativa de la educación de sus altos funcionarios, princesas y príncipes, reyes y reinas.

Asimismo, todo parece indicar que su posición como nodrizas era considerada como una actividad ejemplar y que estaba ligada a connotaciones mitológicas en el marco de la historia de Isis y Horus, lo que añadía un elemento simbólico y religioso a sus obligaciones prácticas y cotidianas.

Por otra parte, aunque ha escapado al alcance de este estudio, creo de gran interés analizar la relación que mantuvieron con la Gran Esposa Real a cuyas órdenes servían, por una part; por otra, y de una forma más específica y trascendente, estaría el impacto que tuvieron aquellas nodrizas cuyas propias hijas fueron reinas.

En mi opinión, se hace necesaria una nueva valoración del papel que jugó la mujer en la Dinastía XVIII, siendo el ámbito de las nodrizas tan sólo uno de ellos. Sería enriquecedor extraer de la mentalidad egipcia ese valor ejemplar que otorgaron al cuidado de la infancia. Hasta donde he podido concluir en este estudio, considero que para ellas la dedicación total a los niños, lejos de ser una tarea marginal y limitante para la mujer, era una forma de ensalzarla y valorarla, así como una vía de desarrollo personal y social que beneficiaba a sus familias y que se ampliaba también a su concepción de la vida postmortem.

Páginas: 1 2 3 4 5 6 7 8 9 10 11 12